Reglas de operación
¿Qué es la Secretaría de Desarrollo Social y Humano?

Somos la dependencia encargada de promover el desarrollo humano integral de todas las personas con especial énfasis a los que se encuentran en situación de fragilidad, todas nuestras acciones responden a las políticas públicas que garantizan a las familias el derecho a servicios de salud, alimentación, vivienda, educación, seguridad y trabajo.

Esta Secretaría, nace luego del decreto de la reforma número 18 del 5 de diciembre del 2000, a la Ley Orgánica del Poder Ejecutivo para el Estado de Guanajuato, publicado el 15 de diciembre del 2000 en el Periódico Oficial del Gobierno del Estado Número 100, segunda parte.

A partir del 1 de enero de 2001, en la Secretaría de Desarrollo Social y Humano nos encargamos de promover la organización de la sociedad, para que mediante su participación activa, los diversos grupos sociales alcancen mejoras en su calidad de vida al crear opciones de desarrollo integral para quienes menos tienen.

¿Cómo trabajamos?

Nos concentramos en facilitar los procesos organizativos que potencien el desarrollo local y regional, mostrando respeto a la dignidad y autonomía de las personas y de las comunidades.

Nuestras principales líneas estratégicas son:
• Promoción del Desarrollo
• Inversión Social y
• Planeación del Desarrollo

Realizamos programas y acciones concretas en atención a las necesidades de acceso a la salud, vivienda y servicios básicos de agua potable, drenaje y electrificación; así como el mejoramiento de los niveles de nutrición, opciones de ingreso y trabajo digno. Para ello, damos prioridad a la participación ciudadana y de las autoridades municipales en planeación y gestión de las obras y acciones.

Este esfuerzo conjunto de sociedad y diferentes órdenes de gobierno nos permite multiplicar los recursos financieros destinados a los programas y obras, al concurrir la aportación de los ayuntamientos y de los beneficiarios, para así atender a un mayor número de habitantes.

¿A quiénes nos dirigimos?

En la aplicación de los programas, brindamos especial atención a mujeres, hombres, niñas, niños, adultos en plenitud, minorías étnicas y en particular a los sectores marginados, con acciones que nos permitan mejorar su calidad de vida y nivel de desarrollo integral.

¿Cómo se puede ser un beneficiario de los programas?

Si vives en el estado de Guanajuato y:
• Tu colonia o comunidad carece de servicios de agua, drenaje y electrificación, además de no contar con vías de acceso, que tu calle no esté pavimentada o si tu casa tiene piso de tierra o no cuenta con un techo digno.

• Cuando por motivos económicos tus hijos no acuden a la escuela, o bien si tú deseas seguir estudiando; si careces de servicios de salud o requieres algún apoyo alimentario.

¿Dónde se puede obtener más información?

La mayoría de nuestros programas se realizan con estrecha coordinación y comunicación con las presidencias municipales; si deseas ser beneficiario de algún programa, puedes acudir a la presidencia de tu Municipio al área de desarrollo social y/o humano, o bien dirigirte a nuestras oficinas ubicadas en Paseo de la Presa No. 99 en Guanajuato capital o llamar a nuestros teléfonos:

Oficina: (473) 73 5 36 26 al 30
Misión

Propiciar el desarrollo de las personas, familias y comunidades guanajuatenses, mediante acciones de formación y bienestar social, que mejoran su calidad de vida.

Visión

Los guanajuatenses somos una sociedad incluyente, articulada con el gobierno, que planeamos y construimos participativamente nuestro desarrollo.

Valores

Amor. Es un acto de voluntad por el que libremente se quiere y busca el bien-estar y bien-ser de las o los demás.

Respeto. Es la base de la convivencia. Es el reconocimiento del valor inherente del ser humano, y de los derechos innatos de las personas y de la sociedad. Comienza en nosotros mismos.

Benedicencia. Significa expresar y reconocer las cualidades y potencialidades que tenemos las personas.

Honestidad. Vivir congruentemente entre lo que se piensa y lo que se demuestra con nuestros actos a los demás y es apropiado para nuestro actuar. Es el reflejo de nuestro interior y exterior.

Responsabilidad. Implica tomar decisiones libremente, aceptando las consecuencias, deberes y obligaciones. Somos auténticamente libres y dueños/as de nuestro proyecto de vida y de todas las decisiones pasadas y futuras.

Generosidad. Es la cualidad para ser útil y caritativo/a. La persona generosa es desprendida y sabe compartir.

Unión. La unidad da sustento, fuerza y valor para hacer que lo imposible se haga posible. Se construye a partir de una visión compartida, una esperanza anhelada, un fin altruista o una causa para el bien común.